La reina del Ternero habría muerto ahogada en el río Paraná

Martes 15 de octubre de 2019 | 19:21hs.
Policiales
El resultado preliminar de la autopsia de Micaela Acuña, cuyo cuerpo apareció flotando en las aguas del río Paraná en la localidad correntina de Ituzaingó, no advirtió golpes ni signos de violencia por lo que se presume que la joven de 18 años murió ahogada en el lugar.

En las últimas horas circuló una versión que indicaba que el cuerpo de la víctima estaba desnudo cuando lo encontraron durante la madrugada del sábado. Sin embargo, fue el propio fiscal del caso, Eugenio Balbastro, quien salió a desmentirlo y aseguró que la chica se encontraba con ropa de baño.

Micaela, reina de la Fiesta Provincial del Ternero y bailarina destacada del carnaval local en la agrupación Iberá, acampaba con cinco amigos y el viernes por la noche se embarcaron en el bote de uno de ellos para ir a pescar. En medio de la oscuridad, la barcaza se dio vuelta y la única que no logró alcanzar la orilla fue ella.

Sobre el avance de la investigación, Balbastro sostuvo que la principal hipótesis del accidente en el que murió Micaela es "el exceso de pasajeros" en una embarcación precaria que no tenía las medidas de seguridad necesarias. Sobre esa línea, admitió además que están analizando imputar a uno de los amigos de la joven, el dueño de la canoa, por "accionar impruedente".

El fiscal agregó que la embarcación no contaba con salvavidas, sogas y que, incluso, no tenía la certificación náutica correspondiente. "Representaba un peligro subir a más de cuatro personas en esas condiciones", remarcó.

A pesar de esto, el funcionario aclaró que todavía no se descartan otras hipótesis. "Todavía faltan varias diligencias. Estamos a la espera de resultados, muestras, estudios químicos y declaraciones", explicó a El Litoral.

El Territorio no tiene responsabilidad alguna sobre comentarios de terceros, los mismos son de exclusiva responsabilidad del que los emite.

El Territorio se reserva el derecho de eliminar aquellos comentarios injuriantes, discriminadores o contrarios a las leyes de la República Argentina